… ni este cura no es mi padre

… ni este cura no es mi padre

Hace un par de milenios o unos 15 años, que viene a ser lo mismo

Candeleda, el pueblo de al lado de donde vivo ahora. De finde romántico con un novio. En una de estas va y me dice, que qué guay sería que vivieramos en un pueblo, ir a Madrid sólo de vez en cuando, la paz y el relax… Yo me quedo callada y con cara de pez, que es la que se me pone cuando lo que me dicen me deja loca y sin capacidad de respuesta. Por dentro pienso: “Esté tío, ¿qué drogas estará tomando que yo no me he enterado? Sacarme a mi de Madrid… ni-de-co-ña

Hace medio milenio, unos 6 años

Otro pueblo. Otro novio. Otro finde romántico. Otro que me dice lo bonito que sería que viviéramos en el campo y se pasa un rato largo haciendo planes de vida campestre, de qué negocio poner. Otra vez que me quedo sonriendo con cara de pez. Por dentro pienso: “Este tío se que drogas toma; lo que no sabía es que le hicieran efecto también sin tomarlas. Que manía tiene la gente con que yo viva en el campo; ¿Acaso tengo pinta de Carmen Sevilla y que me gusten las ovejitas?

Hace 4 centurias

Villanueva, el otro pueblo de al lado. Sin novio. Sin finde romántico. Un curso de Registros Akáshicos… que si no sabes lo que son, no voy a meterme en el fregao de explicártelo ahora. Una compi de curso, haciendo prácticas me dice “Te veo viviendo por aquí cerca”. Me veo obligada a poner mi mejor cara de pez de nuevo mientras pienso… “Esta no se droga, eso si que lo tengo claro. Así que si vivo por aquí, será cuando sea vieja, a los 70 quizá“.

Hoy

Ni romance, ni curso, ni drogas por medio. (Joder, así leído mi progresión es francamente lamentable) Llevo tres años y tres meses viviendo en la comarca; en el pueblo, el rural way of live… y por lo que yo se, los novios en cuestión siguen chupando asfalto.

Aprendizajes

¿Qué he sacado en claro de este ataque revival que me ha dado? Varias lecciones, a saber:

  1. Menos mal que no me gano tengo que ganar la vida como adivina. Divina si, pero adivina… a la vista está que no es lo mío.
  2. Derivado del 1… ya se porqué no me toca la lotería. Si tengo que acertar los números con este don para la videncia que Dios me ha dado, la llevo clara.
  3. Debería ampliar mi repertorio de caras de estupor. O al menos variar las especies de pez; podría tener cara de mero, cara de cabracho o cara de pez globo y utilizar una u otra, según el impacto que me cause lo que escucho.
  4. El obvio: “Nunca digas de este agua no beberé, ni este cura no es mi padre“. Que también puede interpretarse como “Cuidadito con lo que dices y piensas, no sea que te tengas que tragar tus palabras un día, y se te indigesten”.
  5. No imaginar donde voy a estar dentro de unos años. Ni dentro de unos meses. Ahora me programo como mucho a 1 semana vista, y aun así la mitad de las veces hago otra cosa completamente distinta de la que tenía planeada.

Nota: Todos las historias, lugares y personajes son reales… o no, quien sabe. ;-)

Si te gusto hazme un favorcito y comparte, comenta… ¡Que lo mismo un día me hago rica y famosa y te puedo invitar a cenar por tu colaboración! ;-P

Trackbacks/Pingbacks

  1. Tierra... traga a Kraken o a mi o a los dos - […] […]
  2. Con el seguro hemos topado - Silvia Alegria. Filosofía neorural - […] lo que abrió el último fontanero. Cada vez que alguien me dice la palabra seguro se me queda más…

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Haciendo cookies

Las cookies normalmente me las como, pero en la web las uso propias y de terceros para mejorar tu navegación. Entiendo que si sigues es porque estás de acuerdo. Aquí tienes la política de cookies, por si quieres leerla.plugin cookies

A %d blogueros les gusta esto: