Rebelarte

Rebelarte puede ser el acto más espiritual que puedes tener en tu vida. Ser espiritual empieza por atreverse a ser uno mismo, por eso creo que la rebeldía es su principal antecesor y colega.

Hay que des-espiritualizar el propósito, dejar de verlo alláaaa arriba y traerlo a tierra, ritualizar lo mundano, crear un estilo de vida donde lo sagrado impregne todo tu día (¡y por sagrado me refiero al servicio, al crecimiento, al placer en todas sus formas y a las carcajadas!)

Autor: Ni idea… Lo pegué en una nota, le he reencontrado ahora, y no se quien lo ha escrito. Si tu lo sabes, ¡dímelo, porfa!

Check Also

Mis 28 entradas favoritas por categorías

Haciendo el ridículo: Ver que otras personas son igual de ridículas, panolis… de gilipollas que …

Tu eres lo que piensas que soy

Lo que piensas de mi, dice más de ti que de mi. Lo que pienso …

Basura campera

Los atardeceres de invierno en La Vera me traen a la mente la sabana. Los …

One comment

  1. Pues me ha encantado Silvia, la verdad. Yo tengo una visión parecida a la del autor: traer “el cielo” a la tierra, nuestra vocación a lo concreto, hacer rituales en la vida cotidiana. Tampoco sé quien lo ha escrito, espero que al autor no le moleste que divaguemos sobre sus palabras sin conocerle 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Haciendo cookies

Las cookies normalmente me las como, pero en la web las uso propias y de terceros para mejorar tu navegación. Entiendo que si sigues es porque estás de acuerdo. Aquí tienes la política de cookies, por si quieres leerla.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: